Toda la información sobre la oferta cultural, de ocio y turismo en Gipuzkoa.
  1. Inicio
  2. Patrimonio / Patrimonio Cultural y Artístico / Patrimonio Religioso / Pintura
  3. Tolosa: Parroquia de Santa Maria

Tolosa: Parroquia de Santa Maria

Concluida a mediados del siglo XVII es un templo del llamado gótico vasco que alberga interesantes tesoros en su interior.



En la segunda mitad del siglo XVI existía en Tolosa una primitiva iglesia, pero mucho más reducida y que en parte fue incendiada en 1503. Esta iglesia es de planta de salón con tres naves de igual altura y cubierta de bóvedas es de estilo renacentista. Tiene un buen coro sobre tres arcos rebajados y apoyándose en el último par de columnas. Es de gran amplitud y lleva un ornamentado órgano órgano Slotz Freres adquirido en Paris en 1884.

En los muros del templo hay una serie de frescos de Pablo Uranga. El retablo mayor (XIX), así como los laterales son obra neoclásica del arquitecto Silvestre Pérez. El lienzo del altar mayor representa la Asunción y es obra del pintor A. Zavala, de 1929. Sobre los anexos o sacristía y dependencias parroquiales lleva los dos únicos relieves que restan del retablo que realizó Ambrosio de Bengoechea para Doña Petronila de Idiáquez y que estaba en una capilla de S. Francisco, pasando sus restos a la parroquia tras la desamortización. Es obra de 1605.

Los altares laterales siguen, como se ha dicho, las características neoclásicas del principal y están dedicadas las de la epístola a la Virgen del Rosario, San Ignacio y San José y los del evangelio a Calvario, San Juan Bautista y San Antonio. En el bajo coro se conserva el único retablo que sobrevivió al incendio de 1781, está dedicado a la Dolorosa, es obra de Juan Bautista Sagües Arzuaga, 1722-1730. Las estatuas de los altares laterales son obra de José Piquer, la de la Virgen del Rosario es de Torre. En el bajo coro, en el baptisterio, se conserva una interesante pila bautismal que debía ser la primitiva parroquia, lleva una serie de relieves: águila de San Juan, león de San Marcos, etc.

La portada del baptisterio es del siglo XIII románica de transición y pertenecía a la ermita de San Esteban, incendiada en el siglo pasado, trasladándose la portada a la parroquia en 1918. Presenta unas arquivoltas en arco apuntado y con decoración en dientes de sierra, puntas de diamante y ajedrezado.

La iglesia es de un barroco espléndido obra del arquitecto de Beasain Martín de Lanera cuya construcción se inició en 1761. Tiene un acusado sentido vertical, en la parte inferior lleva el pórtico con arco de medio punto al frente y menores a los lados, queda el anexo barroco con imagen de la Asunción. El pórtico remata en florones y en su parte central con un elemento que lleva San Juan Bautista (patrono de la villa), obra de Santiago Manili y sobre él escudo de la villa. La fachada remata con torrecillas en los extremos y espadaña central vivamente decorada, con dos huecos para las campanas y flanqueada por pirámides. Entre las torrecillas y la espadaña va una balaustrada. Los tres óculos y los contrafuertes animan esta fachada y la sillería caliza perfectamente encuadrada le da categoría.

Esta declarado: Conjunto Monumental. Calificado. Protección Especial boletín: BOPV 18-12- 1995

Gipuzkoan